4 ejercicios para aumentar la resistencia al correr

Correr es una de las actividades con mayores beneficios para el cuerpo. Pese a ello, es imposible comenzar sin antes fortalecer el cuerpo y aumentar la resistencia. Ciertamente, se trata de beneficios que se obtienen con paciencia y el entrenamiento adecuado, pero ¿cómo comenzar?

Se debe empezar por fortalecer toda la espalda, los glúteos y sobretodo el abdomen. También es importante estirar la zona posterior: pecho, flexores y cuádriceps. Presta atención a los siguiente.

1. Plancha (Abdominal recto, oblicuos y espalda baja)

Boca abajo sobre el piso, levanta el torso en las manos, los antebrazos y los codos. Luego flexiona los pies, elevándote como si llevaras el ombligo a la columna. Los codos van directamente debajo de los hombros. El cuerpo se mantiene en una línea recta, mientras el cuello va alineado con la columna. Aprieta el abdomen y aguanta la posición por un minuto. Mantén la posición por 20 segundos y repite de 2 a 3 veces.

2. Contracción isométrica del abdomen (Transverso y espalda baja)

De pie, en posición neutral con el abdomen apretado, inhala profundo y a medida que exhalas lleva el ombligo a la columna. A partir de este punto, cada vez que expulses el aire, aprieta el abdomen hacia adentro. El movimiento es rítmico y deben realizarse 100 repeticiones. Descansa y repite de 2 a 3 veces.

Conoce más: Correr o caminar, ¿cuál actividad física es mejor?

3. Lagartijas (Pecho, brazos, hombros y abdomen)

Boca abajo en el piso, apóyate sobre las manos y rodillas —las manos van directamente debajo de los hombros—. Acomoda las rodillas hasta que el cuerpo quede en línea recta. Mantén el torso contraído, flexiona los codos y baja hasta tocar el suelo. Los codos deben permanecer cerca del cuerpo en todo momento. Empuja hasta arriba. Realiza de 2 a 3 series, 15 repeticiones.

4. Sentadillas (Piernas, glúteos y abdomen)

De pie, abre las piernas un poco más que el ancho de tus caderas y mira levemente hacia fuera. Brazo al costado, abdomen apretado, espalda recta y vista hacia adelante. Flexiona las caderas y las rodillas para descender los glúteos casi al piso. Empuja hacia arriba utilizando los talones. Haz de 2 a 3 series, 15 repeticiones.

 

Vía: Runner’s World

Comments

comments

Publicado el 26 de diciembre de 2017 | 3:00 pm